ESTA NO ES LA PÁGINA WEB DEL AYUNTAMIENTO.

ESTO NO ES LA PÁGINA WEB DEL AYUNTAMIENTO.

jueves, 2 de diciembre de 2010

Muere atropellado un cachorro de lince en la carretera A-421 junto a Villafranca

El animal era hijo de Charqueña, uno de los felinos que se soltaron en el Guadalmellato
 
Efe / El Día, Alto Guadalquivir | Actualizado 02.12.2010 - 05:01
 
Uno de los dos cachorros nacidos tras la reintroducción de siete linces ibéricos desarrollada hace ahora un año en la zona del Guadalmellato, en la comarca del Alto Guadalquivir, murió atropellado el martes muy cerca ya del casco urbano de Villafranca. El consejero andaluz de Medio Ambiente, Juan José Díaz Trillo, confirmó ayer este fallecimiento y destacó que el programa de conservación del lince ibérico "va bien", a pesar de los atropellos de ejemplares, especialmente en Doñana.
 
 
El individuo fallecido el martes fue localizado por un vecino en el kilómetro tres de la carretera autonómica A-421 que une las localidades de Villafranca a Adamuz, a escasos kilómetros de la zona en la que se produjo esta reintroducción de linces, la primera que realiza la Junta de Andalucía. Fue la persona que encontró al animal quien lo llevó hasta el cuartel de la Guardia Civil, si bien el felino mostraba signos de haber sido atropellado.
 
La reintroducción en el Guadalmellato se realizó mediante la suelta blanda de tres parejas de lince silvestres capturados de la población de Sierra Morena en cercados de aclimatación, a la que se añadió la liberación de una hembra no reproductora. El lince atropellado era uno de los dos cachorros que sobrevivieron del parto de Charqueña, una hembra de 5 años procedente de la población del entorno del río Yeguas y que fue uno de los primeros ejemplares liberados en Guadalmellato. El padre fue Caberú, uno de los machos liberados en la misma zona procedente de la población de Sierra Morena.
 
Tras este atropello solo sobrevive uno de los cachorros de este parto, calificado en su momento de "hito histórico" por la Junta de Andalucía. Esta es la segunda baja que se registra entre los nueve linces de Guadalmellato -los siete reintroducidos y los dos cachorros nacidos en la zona- tras la muerte el pasado 31 de agosto de Cascabel, uno de machos reintroducidos que falleció a consecuencia de la Enfermedad Renal Crónica que afecta a decenas de estos felinos.
 
José Juan Díaz Trillo manifestó que el próximo sábado 4 de diciembre en la zona de Guarrizas (Jaén) "se van a soltar por primera vez en Andalucía linces nacidos en cautividad para que vivan en libertad" y lamentó que "desgraciadamente las muertes por atropello siguen siendo abundantes".